VIVAMUS LA CUARENTENA

Hace unos cuantos meses celebrábamos la décimo primera edición de “la carrera de las familias”, “la más animada”, “la carrera de los valores”, la carrera que celebra la vida. Hoy nos encontramos en medio de una pandemia que ha tomado al planeta entero por sorpresa, pero la actitud sigue siendo la misma para nosotros. Porque, ¿de qué serviría solo celebrar la vida, y disfrutar de la familia, y darnos ánimo unos a otros solo cuando los tiempos son buenos? De hecho, es en estos momentos cuando necesitamos de verdad ser VIVAMUS, no solo un fin de semana, sino todos los días.

¿de qué serviría solo celebrar la vida, disfrutar de la familia y darnos ánimo unos a otros solo cuando los tiempos son buenos?

Este último mes nos ha llevado como sociedad a preguntarnos: ¿qué es lo más importante? y también a analizar lo que merece más valor. Ni el dinero, ni el trabajo, ni los eventos masivos son tan importantes como la salud, la familia, y la paz interior. Al día de hoy, si tenemos estos tres podemos considerarnos afortunados, pues a pesar de ser intangibles, son necesarios para una vida digna de ser celebrada.

No todo ha sido tan malo…

No todo son malas noticias. Como en otras ocasiones, la cuarentena ha hecho evidente algo que nos caracteriza como mexicanos: la solidaridad. Iniciativas como Ilumina, Corazón Contento y otros proyectos de ayuda al sector más necesitado de nuestro país, hacen evidente que aun hay esperanza para la sociedad.